Pintura y poesía

Pintura y poesía

martes, 1 de mayo de 2018

Pablo de Rokha. Epitafio en la tumba de Juan el carpintero.

Tríptico de la Anunciación, ala izquierda (1427 - 1432).
Robert Campin (Países Bajos, 1375/79 – 1444/45).
Óleo sobre panel
Museo Metropolitano Arte de Nueva York (MoMA), Estados Unidos.

“Aquí yace ‘Juan, el carpintero’; vivió setenta y tres años sobre la tierra, pobremente, vio grandes a sus nietos menores y amó, amó, amó su oficio con la honorabilidad del hombre decente, odió al capitalista imbécil y al peón canalla, vil o utilitario; -juzgaba a los demás según el espíritu-.

Las sencillas gentes honestas del pueblo veíanle al atardecer explicando a sus hijos el valor funeral de las cosas del mundo; anochecido ya, cantaba ingenuamente junto a la tumba del rorro, -un olor a virutas de álamo o quillay, maqui, litre, boldo y peumos geniales perfumaba el ambiente rústico de la casa-, su mujer sonreía; no claudicó jamás, y así fue su existencia, así fue su existencia.

Ejerció diariamente el grande sacerdocio del trabajo desde el alba, pues quiso ser humilde e infantil, modesto en ambiciones; los domingos leía a Kant, Cervantes o Job; hablaba poco y prefería las sanas legumbres del campo; vivió setenta y tres años sobre la tierra, falleció en el patíbulo, POR REVOLUCIONARIO. R. I. P.”

de Los gemidos (1922)

Pablo de Rokha (Chile, 1895 – 1968).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por comentar. Tu comentario será leído y publicado pronto.